lunes, 13 de mayo de 2013

MITOLOGIA GRIEGA: EROS






     Dios del amor, hijo de Afrodita. Platón distinguió el Eros superior que conduce al amor divino y el Eros inferior, que es el amor humano. La filosofía cristiana asumió esta idea de Eros, amor en el aspecto pasional y Agape, en el aspecto espiritual y divino.## Hijo de Afrodita y de Hermes o de Ares; o de Iris y del Viento Oeste. Era un niño indómito que no mostraba respeto por la edad ni la posición social, sino que volaba de un lado a otro con alas doradas disparando al azar sus flechas afiladas o incendiando desenfrenadamente los corazones con sus terribles antorchas. Eros,  dios del amor equivalente al romano Cupido. En la mitología más antigua se le representaba como una de las fuerzas primigenias de la naturaleza, el hijo de Caos, y como encarnación de la armonía y del poder creativo en el universo. Pronto, sin embargo, se le consideró como un hermoso y apasionado joven, acompañado por Poto o Hímero ('el Deseo'). La mitología posterior hizo de él el permanente acompañante de su madre, Afrodita, diosa del amor.
    En el arte griego, Eros aparece como un joven alado, ligero pero bello, a menudo con los ojos vendados como símbolo de la ceguera del amor. A veces llevaba una flor, pero más comúnmente el arco de plata y las flechas, con las que lanzaba los dardos del deseo en el pecho de dioses y hombres. En la leyenda y el arte romanos, Eros se convirtió en un niño travieso representado a menudo como arquero. EROS.-  Este nombre, que significa “el deseo sensual” remite en Grecia a representaciones muy diversas según las épocas. En Hesíodo nace del caos, como Gea (la Tierra). Es él quien preside las uniones de los titanes, concebidos por ésta; más tarde las de los Olímpicos y, por último, las de los hombres. Es el principio universal que asegura la generación y reproducción de las especies.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada